lunes, 16 de mayo de 2016

Legislativo aprobó 97 leyes de préstamos en cinco años


En cinco años, la Asamblea Legislativa aprobó 97 leyes de créditos por un monto de 5.487.804.981 dólares. Los principales acreedores del país son el Banco de Desarrollo de América Latina (CAF), el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y la República Popular de China.

Estos montos adquiridos en cinco años no incluyen el crédito chino de más de 7.000 millones de dólares, que ya fue aprobado este año por la Asamblea.

El opositor Wilson Santamaría (UD) afirmó que Bolivia aún está en la posibilidad de endeudarse, pero considera que es contradictorio cuando supuestamente el país vive bonanza, como dice el Gobierno.

Según Santamaría, "la bonanza es de papel” porque el Banco Central de Bolivia anunció que aumentará la fracción de los billetes, "hecho que confirma que económicamente no estamos bien”, pero el MAS, que tiene más de dos tercios en la Asamblea Legislativa, "aprueba los créditos sin realizar un análisis económico y social”.

Las 97 leyes fueron sancionadas en el marco del artículo 158 de la Constitución Política del Estado, que señala que la Asamblea Legislativa tiene la atribución de "aprobar leyes en materia de presupuesto, endeudamiento, control y fiscalización de los recursos estatales de crédito público y subvenciones para la realización de obras públicas y de necesidad social”.

El diputado del MAS Elmer Callejas sostuvo que se aprueban los créditos sin observaciones debido a que todo préstamo está dirigido para la ejecución de obras y "no como sucedía antes, que era para pagar sueldos o aguinaldos”.

"Ahora, si tengo un ahorro de 14 millones, puedo prestarme para no gastar el ahorro. Los créditos muestran un trabajo en el tema de desarrollo, te permite hacer proyectos a lo futuro”, justificó Callejas, quien explicó que Estados Unidos está superando el 30% de su capacidad de endeudamiento, incluso está ingresando a un cierto grado de déficit.

No obstante, para la diputada de UD Rose Marie Sandóval, todo país requiere de préstamos para impulsar la industrialización y ejecutar obras productivas, pero "el Gobierno actuó al revés debido a que usó los recursos para obras de cemento”.

Asimismo, indicó que el Órgano Ejecutivo destinó millones de dólares a la estatal YPFB, pero hasta la fecha no encontró ni un pozo petrolero. Afirmó que "lo único que benefició, especialmente a La Paz y El Alto, es la instalación de redes de gas”.

Sandóval sugirió trabajar en una reingeniería financiera, "pensando a largo plazo porque la deuda seguirá creciendo en los próximos años”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario