miércoles, 25 de mayo de 2016

En Oruro y Santa Cruz rechazan Ley de Identidad de Género

El obispo de la Diócesis de Oruro, monseñor Cristobal Bialasik, rechazó la ley para cambiar de género, porque se aprobó sin previa discusión ni análisis de parte del pueblo boliviano.

El obispo hizo las explicaciones durante una conferencia de prensa, que se realizó ayer. Dijo que la ley, parece que se ha aprobado, a la velocidad de un rayo, sin respetar el mandato de Dios, que al nacer un niño o una niña, tiene su sexo y su identidad y no se puede cambiar esa vida, por conveniencia.

La Iglesia Católica respeta a los gays, lesbianas, bisexuales y transgéneros. Los respetamos y les acogemos en la Iglesia a muchos de ellos. No tenemos por qué marginarlos, sino más por el contrario, acogerlos, pero no era necesario promulgar una ley, para que cambien su identidad y su género, dijo. Expresó que el Gobierno, siempre ha impulsado el principio del chacha-warmi –hombre y mujer–, pero de la noche a la mañana, aparece una ley que permite que dos hombres puedan casarse, como si uno de ellos fuera mujer o al revés, en un cambio de sentido de la naturaleza que Dios nos ha regalado. Dijo que un hombre, es hombre desde que nace, pero por las ideologías creadas, un hombre, con el transcurso del tiempo, quiere ser mujer y se quiere cambiar de identidad, como si fuera un hecho normal, motivo por el cual rechazamos esta ley. La ley de identidad de género fue promulgada por el vicepresidente Álvaro Garcia Linera.

MARCHA EVANGÉLICA EN SANTA CRUZ

El martes pasado, con el grito “¡protejamos la familia!”, un grupo de evangélicos se manifestó contra la Ley de Identidad de Género que fue promulgada el fin de semana y que ha provocado reacciones adversas, principalmente por sectores religiosos.

La concentración para la manifestación tuvo lugar en la acera norte de la plaza 24 de Septiembre.

El presidente de la Asociación Cristiana Evangélica, Víctor Palma, dijo que el Gobierno central no puede dejar de escuchar al 25% de la población que es evangélica y que está en contra de la normativa que permite que a las personas transexuales y transgénero en el país, adecuar sus documentos de identidad con los nombres y la imagen que ellos eligieron.

Las personas que se manifestaron pidieron la anulación inmediata de la normativa, porque creen que está deformando el concepto de familia, dado que están seguros de que el siguiente paso será permitirles la adopción.

El sábado pasado, el presidente en ejercicio de Bolivia, Álvaro García promulgó la Ley de Identidad de Género en acto que fue calificado de histórico por la población LGBT que podrá cambiar su nombre y sexo en documentos de identidad, cuentas bancarias, títulos profesionales, entre otros.

La Ley 807 permite a personas transexuales y transgénero acceder a una cédula de identidad con el sexo que opten. En la oportunidad, un grupo de personas cristianas se dirigió hasta plaza Murillo donde rechazó la norma indicando que va en contra de los principios evangélicos.

En tanto, García señaló que sectores como obreros, mujeres e indígenas pelearon en el pasado por sus reivindicaciones, al igual que ahora sucede con las personas con diversa orientación sexual.

No hay comentarios:

Publicar un comentario